Tipos de ventas



¿Qué significa la palabra “ventas”?

Dentro del ámbito de la economía y de los negocios, el concepto de venta se utiliza para hacer alusión a la acción por medio de la cual una persona ofrece algo, ya sea un bien o un servicio, a cambio de dinero. Lo ideal es que el dinero recibido a cambio del producto o servicio sea superior al costo del mismo, para de esta forma obtener algún tipo de ganancias.

(Las ventas cara a cara siguen siendo de las más eficientes)

(Las ventas cara a cara siguen siendo de las más eficientes)

En la actualidad, las ventas se han convertido en una actividad básica que sostiene prácticamente al sistema económico. De esta forma, en toda venta siempre existen dos partes que son esenciales para su concreción. Por un lado, el comprador, que es aquel que necesita un determinado bien o servicio para satisfacer una necesidad, por la que está dispuesto a pagar un determinado monto de dinero. Por otro lado, el vendedor, que es quien ofrece los productos o servicios, por los cuales está dispuesto a recibir una determinada suma de dinero a cambio.

Opciones a la hora de vender

Con el paso del tiempo y los avances de la tecnología, fueron surgiendo numerosos tipos de ventas. Estas pueden ser clasificadas teniendo en cuenta diferentes criterios. Uno de ellos es tomando en cuenta el medio por el cual se lleva adelante el intercambio. En este caso, se identifican las siguientes variedades de ventas:

1. Telefónicas: como su nombre deja entrever son aquellas que se acuerdan por medio de llamadas telefónicas. En estos casos, puede ocurrir que el contacto lo establezca la compañía que ofrece el producto o servicio, o que sea el cliente el que decida llamar para hacer las averiguaciones correspondientes.

En el primer caso, las compañías cuentan con una base de datos con una serie de personas a las que deben llamar para ofrecerles sus servicios. En algunos casos, esta incluye a los propios clientes, y lo que se intenta es ofrecerles algo extra, mientras que en otros casos se busca captar nuevos compradores.

En el segundo caso, es el potencial cliente el que llama a la compañía, puede ser que se trate de alguien que ya consume productos de la misma, por lo que ya la conoce o bien, alguien que tuvo conocimiento de los productos que ofrecen y lo se contacta por primera vez.  Actualmente, a estas ventas también se las conoce bajo el nombre de telemarketer y se han vuelto muy comunes en los últimos tiempos.

2. Por Internet: en los últimos años, esta modalidad se ha incrementado de forma significativa, volviéndose cada vez más cotidiana y para los rubros más diversos. En las ventas por Internet, el vendedor publica sus productos en un portal web, con información de los mismos y con algún dato de contacto para que los potenciales compradores puedan hacer consultas o concretar la compra.

Puede ocurrir que el producto o servicio se publicite en portales dedicados específicamente a la compra y venta, como puede ser mercadolibre.com, OLX o alaMaula.com, entre otros. O bien, que se trate de algún local o marca que en su propia página web ofrezca sus productos y servicios, además de información sobre la compañía, y otros datos. Generalmente, el primer caso suele darse entre particulares, cuando venden cosas usadas, aunque también es cada vez más común que existan emprendimientos que opten por no tener con un local de venta, sino simplemente hacen las transacciones a través de estos sitios. La segunda opción, en cambio, es más comercial y hasta profesional.



3. Por máquinas expendedoras: esta modalidad es muy común para la adquisición de productos alimenticios, como chocolates, latas de gaseosa, galletitas o café. Se trata de esas máquinas en las que la persona debe colocar una cierta cantidad de monedas, o pasar una tarjeta, elegir el producto, y luego poder tomarlo de alguna ranura. Estas máquinas suelen tener éxito para aquellos productos de marcas conocidas y tienen la ventaja de que no se necesita tener a un empleado que se encargue de vender estos productos, por los que se pueden adquirir a toda hora y colocar en lugares como oficinas, escuelas o gimnasios, donde no hay lugar para instalar un local.

4. Por correo postal: esta modalidad ha quedado bastante relegada por la irrupción de Internet. Si bien por medio de la web muchas veces se utiliza el correo para el envío de la mercadería, en la venta por correo se hace alusión a otra metodología. En este caso implica que el cliente debe llenar un formulario especificando qué es aquello que quiere comprar. Una vez hecho esto, debe enviarlo por correo postal a algún punto señalado por el vendedor y luego este envía por correo lo solicitado. Ahora, el correo se utiliza para las ventas telefónicas y por internet, más que para las solicitadas por formularios.

5. En persona: este es el tipo de venta más tradicional y es en el que el comprador y el vendedor realizan el intercambio cara a cara, sin ningún medio de comunicación mediante. Para muchos, se trata de la metodología más eficiente porque es allí cuando el vendedor puede usar más recursos para convencer al potencial comprador, además de ofrecer la posibilidad de poder mostrar los productos, lo cual en los casos anteriores no es posible.

Las ventas en persona pueden hacerse en un local, al que el interesado se acerca para consultar y, si está convencido, se lleva el producto o servicio. También existe otra modalidad, que es la venta directa. En este caso, el vendedor acuerda con el potencial cliente una fecha, hora y lugar, que suele ser la casa del potencial comprador, para reunirse y mostrarle sus productos. Esta modalidad es muy común en el mundo de la perfumería y de los utensilios de cocina. Generalmente, un grupo de mujeres se reúne en una casa y prueba los distintos productos que el vendedor o vendedora tiene a la venta y si alguno le gusta, lo puede comprar en el momento, o lo reserva para cuando esté disponible.

A pesar de los avances de la tecnología, y sobre todo de internet, esta es una modalidad que se mantiene en pie y a la que muchas compañías siguen apostando por su eficiencia.

Artículos Relacionados

Derechos Reservados

© Está permitido el uso de los contenidos, siempre y cuando se reconozca con un enlace a este artículo, como fuente de información.

Comments are closed.