Tipos de tallo



¿Qué significa tallo?

Tanto desde la biología, como desde la botánica, puede decirse que el tallo es la parte fundamental de la planta; dado que es la que sostiene los brotes, las ramificaciones, las flores o frutos, etc.

(Tallo. Ilustración)

(Tallo. Ilustración)

Sin embargo, independientemente de su utilidad como sostén, también resulta el canal principal por el cual se realiza el transporte de todo tipo de sustancias que circulan en el interior de la planta, como por ejemplo agua. De esta forma, se convierte además en la vía primordial de conexión entre las raíces (por lo general adentradas en la tierra) y las hojas (o en su defecto los extremos mas exteriores).

Por otra parte, podría identificarse también como una función de estos su capacidad de realizar el proceso de fotosíntesis en un tipo específico de plantas, cuya estructura no contiene hojas. Respecto de sus propiedades físicas, se los puede encontrar de diferentes alturas, grosores, texturas, y colores; según cada planta en particular, o la generalidad de su especie.

Clasificación de los tallos

Tomando por parámetro su conformación los tallos se dividen en dos grandes grupos, que a su vez podrán clasificarse en otros.

-Herbáceos: su característica principal es la de tener una consistencia blanda o laxa, y una contextura más suave. Es por esto que son considerablemente más frágiles y susceptibles a todo tipo de ataque. La razón por la cual son de este modo es la ausencia de desarrollo de los tejidos secundarios. Su color generalmente es verde dado que transportan clorofila. Dentro de este grupo pueden distinguirse los siguientes tipos:

  • Caña: se trata de aquel que es largo, y no incluye ramificaciones en su estructura. Además este podrá ser tanto hueco como macizo.
  • Escapo: son aquellos que tienen por función únicamente la de sostén; de esta forma se ocupa de sostener tanto las hojas como los frutos o flores. Estos si pueden presentar ramificaciones, y su característica constitutiva está dada por tener una vida útil equivalente a la de la flor y el fruto. De esta forma, cuando el fruto se suelta de la planta, este se seca y muere.
  • Trepadores: son absolutamente flexibles lo que les permite enlazarse sobre diferentes objetos como ser otros tallos, una reja, un alambre, etc. Es por esto que derivan su función de soporte en otro elemento de base. Es decir, sostienen porque a su vez son sostenidos.
  • Anuales: son aquellos que se mantienen con vida durante un ciclo que dura aproximadamente un año y, posteriormente se secan y mueren.
  • Vivaces: son los pertenecientes a aquellas plantas que si bien tienen una vida útil de un año, se regeneran. Es decir, estas tienen una parte inserta debajo de la tierra lo que al secarse el tallo y caer, otro tallo brota.


Leñosos: por el contrario se trata de aquellos de consistencia más solida, por lo que presentan mayor rigidez, y dureza. Por esto se trata de cuerpos mucho más resistentes y prácticamente inquebrantables sin la utilización de herramientas. El color de estos puede variar en diferentes gamas de marrón o grises. Así como en el anterior pueden diferenciarse dentro de él los siguientes tipos:

  • Matas: son los correspondientes a plantas cuya altura es menor a un metro.
  • Arbustivos: estos son aquellos que sólo siguen el desarrollo de su tejido adulto en su parte más inferior, es decir, la más cercana a su base. Por el contrario, su parte superior se mantienen con tejidos primarios.
  • Arbóreos: su característica principal es la de lograr desarrollar tejidos secundarios o adultos en su totalidad. Son los que comúnmente conocemos de los arboles, y podemos distinguir entre sus propiedades la dureza y rigidez.

 

Artículos Relacionados

Derechos Reservados

© Está permitido el uso de los contenidos, siempre y cuando se reconozca con un enlace a este artículo, como fuente de información.

Comments are closed.