Tipos de pronombres



¿Qué son los pronombres?

Para poder enumerar y describir los tipos de pronombres primero hay que saber qué son y cuál es su función en una oración. Así es que los definimos como palabras cuyo significado no es fijo, ya que carecen de significado léxico, es decir, su sentido será variable según el contexto lingüístico en el que se expresen.

Por otra parte, estos son los que evocan a personas o cosas que no están en la oración, o bien que están pero no pueden ser reiteradas por su nombre por cuestiones de redacción. Además, otra característica constitutiva de ellos es la capacidad de determinar al sustantivo en algunos casos.

Diferentes tipos de pronombres

Pronombres personales: Como se nombró más arriba, son los que se utilizan para reemplazar el sustantivo cuando este ya fue nombrado. Este tipo designa seres u objetos relacionándolos con las personas gramaticales (yo, tú, él, etc.), y cumplen la función de núcleo en una oración cuando reemplazan al sujeto o complemento del verbo. Un ejemplo de esto sería “ahora LO entiendo”. Los pronombres personales pueden dividirse, a su vez, en tónicos y átonos.

  1. Tónicos: Son los que tienen acento fónico, lo que les permite aparecer aislados o precedidos de preposición, sin necesidad de un verbo; por ejemplo “Eh, USTEDES! Vengan CONMIGO.” o ELLA iba preciosa”.
  2. Átonos: A diferencia de los anteriores, estos no tienen acento fónico, por lo tanto no pueden aparecer aislados y necesitan de la presencia de una forma verbal de la que dependen. Además, este tipo de pronombres personales también funciona como objeto directo/indirecto. Por ejemplo: LE hemos pedido el libro. SE lo hemos pedido”.

Pronombres Posesivos: Similares a los adjetivos posesivos, indican la posesión o pertenencia. Este grupo está constituido por los siguientes: mío, suyo, tuyo cuyo, y sus femeninos, entre otros. Un ejemplo puede ser “Esa pelota es MÍA.

Pronombres Demostrativos: Sirven para señalar indicando la distancia que media entre el emisor y lo señalado. También sirven para referirse a algo que ya se menciono o que se va a decir a continuación. Este, ese y aquel son los pertenecientes a este grupo con sus respectivas variables. Un ejemplo sería,  AQUELLO fue muy difícil.” oESO es cuanto puedo decir del asunto”.



Pronombres Numerales: Se utilizan para indicar montos o cantidades exactas, de un modo preciso, así como también orden, fracción o multiplicación. Por ejemplo cuando se dice “compremos TRES” o “ella vive en el SEXTO piso”.

Pronombres Indefinidos: Al igual que los anteriores sirven para indicar cantidades, pero en este caso de manera imprecisa. También expresan identidad y existencia. De esta manera son pertenecientes a este grupo algunos como: alguien, algo, nadie, nada, uno, etc. Algunos ejemplos son; MUCHOS chicos no fueron”, “Hay ALGUIEN aquí” o “ALGO ha fallado”.

Pronombres Interrogativos o exclamativos: ambos comparten las mismas formas uno se utiliza para demostrar sorpresa o emociones fuertes mientras que el otro es para preguntar o cuestionar algo. “¡CUÁNTA gente vino hoy!” o “¿QUÉ hay para comer?”. Estos sin acompañar al nombre, permiten la constitución de interrogaciones o exclamaciones.

Artículos Relacionados

Derechos Reservados

© Está permitido el uso de los contenidos, siempre y cuando se reconozca con un enlace a este artículo, como fuente de información.

Comments are closed.