Tipos de poleas



¿Qué es una polea?

El término polea hace alusión a aquellas máquinas simples que, por medio de una rueda, permiten reducir la fuerza o modificar la dirección en la que se debería aplicar para levantar un objeto de peso. Esto se logra por medio de una rueda que cuenta con bordes acanalados. Esto permite bordearla con una soga o cable que se ata al objeto en cuestión. Este sistema hace que se deba ejercer fuerza en la dirección contraria y así transmitirla. Básicamente, estas máquinas simples están compuestas de varios elementos.

  • El primero de ellos es la rueda, también conocida como garganta, que es donde se engancha la soga y, gracias a la forma acanalada, la guía.
  • El segundo elemento es la armadura que, generalmente, tiene forma de triángulo y es el que cumple la función de sujetar a la rueda.
  • Por último, el eje, que es el que sirve como enganche entre la rueda y la armadura. Suele tratarse de una vara que atraviesa a la rueda y la armadura y, debido a su forma cilíndrica, permite que la rueda gire con facilidad, para así transmitir la fuerza, que es su función.

Clasificación de los tipos de poleas

Por lo general, las poleas se dividen en dos grandes grupos, por un lado el de las simples y por otro el de las compuestas.

  • Dentro de las poleas simples de identifican los siguientes tipos:

Simple móvil: estas poleas cuentan con la ventaja de ahorrar en un 50% la fuerza que se requiere para elevar un determinado objeto de peso, por lo que se trata de una ventaja mecánica. Para lograr esto, la polea debe ser unida al objeto que se pretende mover de forma vertical. Dicho objeto debe ser atado a uno de los extremos del cable o soga que se utilice. Una vez hecho esto, se debe tirar desde el otro extremo para que tanto el objeto como la polea se eleven. Una cosa que se debe tener en cuenta cuando se utilizan estas poleas es que la soga debe tener un largo que duplique la distancia a la que se quiera elevar al objeto.

(Polea simple fija.)

Simple fija: esta clase de polea no ahorra la fuerza que se debe ejercer para elevar un objeto de peso, por lo que su ventaja no es de tipo mecánica como en el caso anterior. La función de esta polea es, en cambio, que la fuerza se aplique en una dirección diferente a la que se requeriría si no se contara con la maquina. De esta forma, si bien se usa la misma cantidad de fuerza, facilita la acción. Estas poleas son muy fáciles de usar: lo que se debe hacer es enganchar en uno de los extremos de la cuerda el objeto que se quiera mover. Una vez que se aseguró que el objeto está bien agarrado, se tira desde el otro extremo de la soga, y así se eleva el objeto de peso. Gracias a esta polea, la fuerza se hace hacia abajo y no hacia arriba. Para que esto suceda, la polea debe ser instalada en el techo, en un punto fijo. Las poleas simples fijas son las que se utilizan en los ascensores, las máquinas de coser, los aljibes e incluso en varios aparatos para hacer gimnasia.



(Polea simple móvil.)

  • En cambio, cuando se utilizan dos o más, se habla de poleas compuestas:

Aparejos: esta clase de sistema se caracteriza por contar con múltiples poleas, que se suelen discriminar en dos grupos: el de las fijas y el de las móviles. El objeto que se quiera levantar siempre es enlazado con una de las poleas fijas. La cantidad de poleas que se utilice es arbitraria. Esto dependerá del objeto que se quiera levantar, del espacio en el que se lleve adelante la maniobra y la dirección en la que se quiera trasladar al objeto en cuestión. Gracias al número de poleas que se utilizan, este tipo de maquinaria, también conocido bajo el nombre de polipastos, permite una gran ventaja mecánica gracias al ahorro de fuerza que permiten. El ahorro de fuerza es siempre proporcional al número de poleas que se coloquen, por lo que a mayor número, menos fuerza se deberá ejercer. Además de esto, gracias a las poleas móviles, se puede modificar el sentido en el que se debería trasladar el objeto si no se contara con la máquina.

(Sistema de múltiples poleas.)

(Sistema de múltiples poleas.)



Artículos Relacionados

Derechos Reservados

© Está permitido el uso de los contenidos, siempre y cuando se reconozca con un enlace a este artículo, como fuente de información.

Comments are closed.