Tipos de enfermedades respiratorias



¿Qué son las enfermedades respiratorias?

Las enfermedades respiratorias son aquellas enfermedades en las que se ven afectadas las vías respiratorias o bien, uno o ambos pulmones. 

Enfermedades respiratorias: ejemplos

Neumotórax: Se presenta en jóvenes de manera espontanea, en pacientes con EPOC, traumatismos diversos, por catamenial o hipertensión. Ocurre cuando entra aire entre el espacio pleural, de esta manera se despegan las capas parietal y visceral provocando un colapso pulmonar. La sintomatología varía pero generalmente se da una fuente puntada del lado izquierdo, tos seca, mareos, dificultad para respirar y taquicardia. Puede derivar también en cianosis y shock.

Se confirma con una radiografía de tórax. El neumotórax leve solo requiere descanso y reposo por tiempo indeterminado. Si es agudo se inyecta una aguja de calibre grueso entre las paredes para sacar el aire al mismo tiempo que se le administra oxígeno al paciente.

Neumonía: infección del tejido pulmonar. Los agentes patógenos ingresan al organismo por aspiración o por vía sanguínea. Los gérmenes  suponen un descenso las defensas. Existen muchos gérmenes causantes de dicha enfermedad, entre ellos el virus de la gripe o la varicela. Personas que padecen de  tabaquismo, consumo de alcohol,  sida, diabetes, son los que tienen mayor riesgo de contraer esta enfermedad.

Los síntomas mas frecuentes son fiebre alta, escalofríos, tos, cefaleas, etc. Se diagnostica con los siguientes procedimientos: examen de esputo, hemocultivo y fibranoscopía. Si se confirma la presencia de dicha enfermedad, se le administra antibióticos al paciente.

Cáncer de pulmón: Representa la primera causa de muerte por cáncer. Se reconocen cuatro etapas: carcinoma de células pequeñas, adenocarcinoma, carcinoma escamoso. Aunque no se conoce la causa existe una relación con el tabaquismo ya que estos tienen 10 veces mas posibilidades de contraer cáncer.

Los síntomas pueden no aparecer durante seis meses o mas. Los tumores se centran en los bronquios más grandes y puede aparecer tos con esputo y sangrado. Si el tumor es grande y el cáncer avanzado se puede generar un colapso pulmonar, parálisis del nervio frénico, síndrome de la vena cava superior, etc.

Se puede diagnosticar de diferentes maneras: por resonancia magnética, biopsia del tejido pulmonar, gamografía ósea, mediastinoscopía, etc. El tratamiento depende del tipo de cáncer a tratar, puede ser quirúrgico o quimioterapia.

Faringitis: Inflamación de las paredes mucosas de la laringe. Es causada por diferentes tipos de virus y bacterias, los más comunes son los de la gripe, la difteria, etc. El principal síntoma es dolor de garganta. Puede presentarse dolor al tragar, fiebre, dolor muscular, etc. Generalmente con una observación médica es suficiente para diagnosticarla pero puede realizarse un cultivo faríngeo. No es necesaria la toma de medicamentos, se recomienda gárgaras con agua caliente y sal.

EPOC (Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica): Disminución del flujo en las vías aéreas progresivo y permanente. Puede ser causado por una bronquitis crónica o un enfisema pulmonar, causado por tabaquismo, entre otros.

La persona padece un cuadro de bajo flujo respiratorio que causa expectoración mucosa constante, disnea (sensación de falta de aire), aumento del tamaño del hígado y coloración azulada en la piel. Se diagnostica mediante una radiografía de tórax.

En cuanto al tratamiento, se recomienda el abandono del tabaco y la administración de oxígeno, al menos 15 horas por día. Se administra fármacos que relajen el musculo liso bronquial. Es necesario que el paciente se vacune contra la gripe.



Hipertensión pulmonar: Elevación de la presión pulmonar mayor de 25mm/Hg durante el reposo o mayor de 30mm/Hg durante el ejercicio. Existe dos grados de hipertensión: primaria y secundaria. La primaria no se conoce la causa y afecta a los vasos pequeños. La secundaria es la más frecuente y se produce por la presencia de otra enfermedad crónica, como la EPOC, consumo de drogas, exposición continua a grandes alturas. Los síntomas mas frecuentes son la disnea, fatiga, dolor torácico, en ocasiones puede derivar en sincope (suspensión súbita y espontanea de la acción del corazón).

Se diagnostica mediante una radiografía torácica, electrocardiograma, ecocardiograma o un cateterismo cardíaco. No existe cura pero si un tratamiento para retrasar y aliviar las molestias. Se utilizan vasodilatadores y anticoagulantes.

Derrame pleural: acumulación de líquido en el espacio pleural. Existen dos tipos: Trasudado, se produce por aumento de la  presión de los capilares de la pleura; o exudado, por una subida en  la permeabilidad de los capilares o por baja del aclaramiento linfático.

Las causas más comunes del trasudado son cirrosis hepática, síndrome nefrótico, mixedema e insuficiencia cardiaca. El exudado puede presentarse en pacientes con cáncer, trombosis pulmonar, pancreatitis, etc. La sintomatología varia según el paciente sin embargo puede destacarse dolor torácico agudo y si el derrame es grande puede presentarse disnea.

Se diagnostica mediante una radiografía y ecografía de tórax, punción y examen del líquido pulmonar extraído.  Puede utilizarse como tratamiento el drenaje del líquido de forma quirúrgica o por medio de un tubo de drenaje.

Asma: Es una enfermedad crónico que se caracteriza por tener las vías respiratorias hiperactivas, es decir que la estructura bronquial reacciona continuamente ante un mínimo cambio de temperatura, alergias, etc. Esto ocurre porque se ensancha el musculo liso de las vías respiratorias o se incrementa la producción de mucosidad de las mismas, de esta manera se obstruyen los bronquios y se impide el pasaje de aire.

Los síntomas que se experimentan son falta de aire, presión en el pecho y tos. Esta enfermedad suele ser irreversible y no tiene cura pero puede ser controlada, al encontrarse el paciente ante una situación donde sus vías respiratorias están obstruidas, puede administrársele broncodilatadores. Existen diferentes niveles de asma, pudiendo encontrarse desde el tipo mas leve hasta el riesgo de muerte.

Artículos Relacionados

Derechos Reservados

© Está permitido el uso de los contenidos, siempre y cuando se reconozca con un enlace a este artículo, como fuente de información.

Comments are closed.