Tipos de dispositivos



¿Qué son los dispositivos?

La generación de contenidos en plataformas virtuales generó la necesidad de que los mismos puedan ser almacenados y reutilizados, pausados y continuados. En otras palabras, que puedan ser guardados.

Con la creación de los denominados “dispositivos de almacenamiento de información” todos los datos generados por los usuarios pueden ser conservados, en una herramienta física, sin la necesidad de volver a hacer lo que ya había sido hecho, evitando perder dinero, esfuerzo, y sobre todo, tiempo, y con la posibilidad de poder usar la información desde otras computadoras.

Por otro lado, ya no se trataba solo de poder guardar información, sino de hacer cosas que cientos de años atrás, eran inimaginables. La grabación de video, música, imágenes, y toda la actividad audiovisual, hubiera sido la envidia de todas aquellas personas que convivieron con eminencias como Beethoven y que para escuchar sus obras musicales dependían de que éste o de que otros virtuosos de la música dieren formalmente un concierto. Hoy, basta con poner la novena sinfonía en nuestro equipo reproductor de música, desde la comodidad de nuestro hogar.

Por último, antes de analizar cada uno de los dispositivos, conviene aclarar las diferentes medidas que se conocen a partir de la mínima unidad que es el bit.

8 bits conforman 1 byte.

1024 bytes conforman 1 kilobyte.

1024 kilobytes conforman 1 megabyte.

1024 megabytes conforman 1 gigabyte

1024 gigabytes conforman 1 terabyte, y la lista sigue.

Tipos de dispositivos de almacenamiento

-Disco duro: dispositivo de almacenamiento por excelencia, los hay internos y externos. La diferencia entre ellos es principalmente el uso que a cada uno se le da, ya que mientras el disco duro interno forma parte del “hardware” de las computadoras (es decir, si bien puede ser reemplazado, forma parte de su construcción).

Por su parte, los discos duros externos son usados más bien como dispositivos portables y accesorios para poder trabajar con mayor cantidad de datos y trasladarlos a diferentes ordenadores con mayor facilidad. El tamaño de los discos duros solía ser antiguamente de unos pocos GB, hasta capacidades de 1 TB y más en la actualidad.

Los discos duros se pueden subclasificar a su vez en SDD, HDD e híbridos. Los HDD (Hard disk drive) son los más tradicionales, y emplean una tecnología de discos giratorios y de escritura de datos por grabación magnética. Son más baratos y poseen mayor capacidad de almacenamiento, sin embargo son más lentos y ruidosos.

Los SDD (Solid Disk Drive) están integrados por memorias flash, lo que les da mayor rapidez y los hace más silenciosos, pero en contrapartida son más caros y tienen menos capacidad de almacenamiento.

Por último, las unidades híbridas combinan ambas tecnologías logrando unificar las ventajas tanto de los HDD como los SDD.

-Diskette: Fue uno de los primeros dispositivos de almacenamiento móvil, que permitía la portabilidad de información desde una computadora a otra. La capacidad del mismo es de 1,44 MB y sirve para contenidos más bien pequeños. La información se “escribía” en una pequeña cinta magnética que luego era leída por una disquetera.



-CD ROM: Contemporáneo al diskette pero con una capacidad de almacenamiento considerablemente mayor, este dispositivo fue durante mucho tiempo el más usado. Su capacidad alcanzaba los 700 MB y fue principalmente usado para grabar contenido musical, pudiendo ser utilizados en equipos de música y con una posibilidad de reproducción de hasta 72 minutos ininterrumpidos. En este caso, la información se escribía en la contracara del CD en modo de espirales, que son leídas por un lente en la correspondiente lectora de CD.

DVD ROM: Como sucesor al CD surgió el DVD, cuyo método de funcionamiento era idéntico pero con la gran diferencia que la capacidad del mismo llega a los 4,7 gb, aproximadamente 7 veces más grande. La particularidad y novedad de este dispositivo se notó en los productos audiovisuales, dado que los mismos consistían en grandes cantidades de datos que pudieron empezar a ser almacenadas en estos discos, destacándose por su buena calidad de imagen y sonido.

-BluRay Disc: En la línea de sucesión tecnológica que sigue al DVD y al CD, podemos encontrar este dispositivo que se caracteriza principalmente por almacenar eficientemente videos de alta definición, como así también videojuegos para plataformas conocidas como la Playstation 3. Su capacidad de almacenamiento alcanza aproximadamente los 50 GB si consideramos los “doble capa” (25 GB por capa) o hasta 6 horas de video de alta definición. La diferencia con sus antecesores es la tecnología de láser azul que este utiliza, que permite una lectura mucha más nítida y precisa que la que realiza el láser rojo tanto en el CD como en el DVD.

Tarjetas de memoria y Pen-Drive: En los últimos años aparecieron estos dispositivos que revolucionaron aún más el almacenamiento de información. Tanto por su practicidad para ser transportados como por las grandes cantidades de contenidos que pueden guardar (hasta grandes cantidades de GB), fueron desplazando a los anteriores dispositivos y modificando incluso la anatomía de los nuevos productos tecnológicos, como es el caso de las notebooks que ya no vienen con lectores de CD, sino únicamente con lectores de tarjeta de memoria y puertos USB para conectar los Pen-Drive.

Estos son solo algunos de los dispositivos de almacenamiento de información que existen, y debemos tener en claro que desde el primero de ellos hasta la actualidad han ido evolucionando en elementos como: Tamaño físico del dispositivo (cada vez más chicos), velocidad de lectura (cada vez más rápidos) y una mayor capacidad de almacenamiento de información.

Artículos Relacionados

Derechos Reservados

© Está permitido el uso de los contenidos, siempre y cuando se reconozca con un enlace a este artículo, como fuente de información.

Comments are closed.