Tipos de carpetas



¿Qué es una carpeta?

La carpeta es un artículo de librería que sirve para ordenar, clasificar y conservar sistemáticamente diversos tipos de apuntes, documentos, folios y otros soportes, generalmente de papel, cuya importancia es fundamental conservar. Las carpetas pueden consistir en un soporte físico, y generalmente consta de dos tapas de cartón o plástico con un lomo, cuyo interior está revestido de ganchos que permiten colocar las hojas o folios en orden y sostenidos.

(Carpeta. Ilustración)

(Carpeta. Ilustración)

En el área de informática, se conoce con el nombre de carpeta al espacio o sector asignado con un nombre especifico en donde pueden guardar otros documentos y archivos, e incluso otras carpetas. Claramente ya no se trata de un soporte material físico, sino virtual.

Carpetas: clasificación

Según su utilidad, las carpetas físicas cuentan con distintas características y pueden clasificarse en:

Carpetas elásticas: Son carpetas simples, de un cartón fino doblado por el medio que puede ser de color, y en cuyo interior se resguardan documentos sueltos, es decir, no cuenta con ganchos para dividir los compartimientos. Una vez cerrada, la carpeta posee en ambos bordes, superior e inferior, elásticos que atraviesan dichos bordes y que sirven para trabar la salida de los documentos que corran el riesgo de caer. Tienen diversos usos.

Carpetas con abrazaderas: Generalmente se utilizan para guardar abundante documentación. Suelen ser de cartón, pero también hay disponibilidad en formatos plásticos. Interiormente poseen un sistema de abrazadera de ganchos, los cuales retienen hojas o folios con perforaciones en algún costado lateral. Este gancho se abre y se cierra con una pequeña palanca que posee la abrazadera.

Carpetas tipo bibliorato: Los biblioratos, como las carpetas con abrazaderas, poseen un sistema de ganchos similar en su interior, pero son de mayor tamaño, generalmente de cartón, y suelen utilizarse para resguardar mucha documentación. Es muy utilizada en oficinas.

Carpetas tipo tabla: Consiste en una tabla de plástico, o cartón grueso, cuyo borde superior cuenta con un clip o gancho que sostiene las hojas sin necesidad de perforarlas. Los ganchos que sostienen las hojas pueden abrirse y cerrarse para sacar o contener más papeles. Quizá pueda tener una tapa transparente para evitar que los documentos se doblen o se manchen, y son muy utilizadas en reuniones o en la toma de notas que no permitan el apoyo del papel en ninguna superficie.



Carpetas tipo congreso: Este tipo de carpetas son multifunción, ya que además de contener documentación, otros compartimientos dentro de la misma están disponibles para el resguardo de distintos elementos, como lapiceras, tarjetas y todo el material necesario que el propietario considera que utilizara en alguna reunión, o conferencia. Suele ser de superficie acolchonada, lo que le proporciona mayor protección, y en algunas oportunidades poseen cierras al borde de las tapas para evitar que cualquier elemento se salga de la misma.

Carpetas porta menúes: Son carpetas con un sistema de folios en su interior para resguardar para su posterior exhibición los distintos platos que se sirven en un restaurant, bar, pub, etc. Este tipo de carpetas suelen estar acompañadas de un diseño y personalización específica y acorde a la estética del lugar en donde será utilizada.

Carpetas portadocumentos: Parecidas a las billeteras, este tipo de carpetas suelen ser utilizadas específicamente para el resguardo de documentos de identidad o papeles relacionados a las licencias de conducir. Son de tamaños iguales a los documento so más reducidos que los antes mencionados, que suelen ser tamaño oficio o A4.

Artículos Relacionados

Derechos Reservados

© Está permitido el uso de los contenidos, siempre y cuando se reconozca con un enlace a este artículo, como fuente de información.

Comments are closed.