Tipos de calentamiento



Dentro del ámbito deportivo, los tipos de calentamiento se utilizan para hacer alusión a aquellos ejercicios físicos que cualquier deportista hace previo a participar de cualquier competencia. El fin del mismo es evitar lesiones de toda clase de índole durante la competencia y preparar al cuerpo para sobrellevarla de la mejor manera. De todas formas, a nivel más general, la palabra calentamiento alude a la acción de calentar un cuerpo para que su temperatura se incremente.

En educación física se identifican los distintos tipos de calentamiento:

Específico: bajo este nombre se define a aquel calentamiento que depende del ejercicio que se vaya a realizar, de allí su especificidad. Por medio de los ejercicios se busca que aquellos músculos que deban utilizarse con predominancia en la actividad a realizar entren en calor.

Dinámico general: dentro de esta forma de entrar en calor se realizan ejercicios de distinta clase para que de esta manera se movilice la actividad muscular, metabólica, vascular y orgánica. Entre otros ejercicios de calentamiento dinámico general se identifican las carreras y la natación, ya que implican un movimiento del cuerpo en su totalidad. De esta manera se alcanzan las actividades deseadas.

Mental: en este caso, los ejercicios no son únicamente físicos, sino mentales, por medio de representaciones o visualizaciones con el pensamiento.  En cuanto a los ejercicios físicos, estos son automatizados y sencillos, para no desconcentrar al deportista.

Activo: esta forma de entrar en calor es la que incluye una serie de ejercicios en los que se usan grupos de músculos de tamaño significativo, por lo que implican al organismo en su totalidad. Esto se debe a que la finalidad del calentamiento activo es que los grupos de músculos en cuestión lleguen a una adaptación superior en cuanto a sus capacidades.

Pasivos: los calentamientos como este son los que incluyen masajes, duchas de agua caliente y el uso de rayos infrarrojos para aumentar tanto la circulación como la distención de los músculos. Para lograr esto, se debe hacer, a la par, calentamiento dinámico general y activo, además de la aplicación local de calor.

Estático: se conoce como tal a aquel tipo de calentamiento que tiene como finalidad poner en actividad a las articulaciones y músculos que se utilizarán con mayor frecuencia en la actividad propia a realizar. Un rasgo característico de esta forma de entrar en calor es que los movimientos musculares no resultan observables, como lo son los ejercicios de estiramiento o PNF, entre otros.

Mixto: como su nombre indica, este calentamiento consiste en una combinación de dos o varios de los previamente mencionados. Esto dependerá no sólo de la actividad que se realizará posteriormente, sino que también con las habilidades del propio deportista.

De competición: dentro de este calentamiento se incluyen todos aquellos ejercicios que le permitan al deportista prepararse tanto mental, como físicamente, para la actividad competitiva que realizará luego.

De entrenamiento: en esta forma de calentamiento se efectúan ejercicios físicos específicos para que, de esta manera, mejorar algún movimiento o técnica  y flexibilizar alguna parte del cuerpo. Estas actividades resultan muy útiles para que el deportista se prepare correctamente para las actividades que hará posteriormente.

Dinámico: los ejercicios que se realizan para entrar en calor de esta forma tienen como objetivo hacer un uso de la flexibilidad, el equilibrio, la fuerza y la coordinación.

Para clases de Educación física: consiste en la etapa de introducción de la clase y sirven para que el deportista se prepare para las actividades centrales de la misma y alcanzar las metas propuestas.

Preventivo: esta clase de calentamiento es la que realizan personas que han padecido algún tipo de lesión, del que se estén recuperando. Estos ejercicios, casi siempre, van acompañados de masajes o calor.



Más allá del ambiente deportivo, el término calentamiento puede aplicarse en otros ámbitos:

Calentamiento inductivo: bajo esta noción se hace alusión a la producción de un campo magnético que se produce a partir de la conducción de corriente eléctrica. En estos casos, el campo magnético tiene una intensidad que resulta proporcional a la de la corriente que lo atraviesa.

Calentamiento global: bajo este concepto se hace alusión a dos fenómenos que se vinculan entre sí. Por una parte, a la modificación que se ha detectado, en los últimos años, en relación a la temperatura. Esta, de acuerdo a los registros de las últimas décadas se ha ido incrementando, de forma significativa, en distintos puntos del planeta Tierra. Por otra parte, se conoce como “calentamiento global” al conjunto de teorías que prevén que estos incrementos seguirán ocurriendo como consecuencia de la actividad de los seres humanos. De todas formas, es necesario aclarar que dicho concepto generalmente se lo vincula con el cambio climático a pesar de que éste último, a lo largo de la historia, ha existido de manera natural. El calentamiento global, en cambio, se limita a implicar aquellas transformaciones climáticas producidas a partir de las actividades que el hombre realiza en la superficie terrestre. El fenómeno del calentamiento global trae como consecuencia lo que se denomina “efecto invernadero”. Esto significa que una serie de gases que conforman la atmósfera almacenan cierto porcentaje de la energía que transmite el suelo, luego de que su temperatura haya aumentado a raíz de la radiación solar.

Calentamiento intermitente: se conoce bajo este nombre a aquella tecnología agrícola que se aplica luego de la realización de una cosecha. Esta consiste en colocar lo cosechado a una temperatura que resulte superior a la que corresponde a la conservación frigorífica. El fin de la aplicación de esta tecnología es bajar los niveles de podredumbre, sobre todo en ciertas frutas, y evitar los daños que pueden generar las bajas temperaturas. El calentamiento intermitente se aplica durante 24 o 48 horas a temperaturas que van desde los 18 a los 20 grados centígrados, cada seis días.   

Artículos Relacionados

Derechos Reservados

© Está permitido el uso de los contenidos, siempre y cuando se reconozca con un enlace a este artículo, como fuente de información.

Comments are closed.