Tipos de bibliotecas



¿Qués es una biblioteca?

Las bibliotecas son lugares en los que se conservan grandes cantidades de libros con el objetivo de brindar un servicio a los usuarios. También, por el mismo concepto puede ser considerado el organismo o el instituto que se encarga del cuidado y de la conservación de la misma.

(En las bibliotecas se conservan libros)

(En las bibliotecas se conservan libros)

Bibliotecas: algunos ejemplos

Hay diferentes tipos de bibliotecas, aunque los más difundidos son:

  • Bibliotecas nacionales: Son las que se mantienen con fondos de carácter general, es decir del Estado. Aunque generalmente su uso no está enfocado al público en general, sino a un público determinado, o en ocasiones incluso ni siquiera a un público, sino a la conservación de ejemplares como patrimonio cultural.
  • Bibliotecas públicas: Son las más comunes, las más difundidas y la más frecuentas por el usuario ordinario. Su conservación también se basa en fondos de carácter general, pero no está inspirada en un usuario determinado, sino que su objetivo de alcance es la sociedad en general, independientemente del conocimiento, el bagaje o el poder adquisitivo de los usuarios. Suelen tener un caudal de material variado y abundante.
  • Bibliotecas docentes o académicas: Son aquellas que también deben su supervivencia a los fondos estatales, pero están destinadas a un público determinado, del círculo académico y científico, y no enfocado al individuo promedio. En el pasado este tipo de biblioteca estaba bajo la égida de la Iglesia Católica, que monopolizaba el conocimiento y no lo expandía sino dentro de un mismo circuito, con el objetivo de que el saber no se filtre y que el poder no se propague.
  • Bibliotecas especiales: Son aquellas en las que los fondos y los usuarios son de carácter especializado, están individualizados y generalmente remiten a colecciones privadas y dirigidas a alguna área de estudio en particular. Suelen especializarse en administración, arte, biología, ciencias, tecnología, medicina, ciencias sociales, geografía, historia o religión.
  • Bibliotecas generales de investigación: Están reservadas exclusivamente al ámbito científico, aunque generalmente también suelen incluirse en esta definición, según una concepción más amplia, a las bibliotecas nacionales, a las parlamentarias y a las universitarias, entre otras.
  • Bibliotecas para ciegos: Son aquellas que se sirven del sistema braille, y que están orientadas exclusivamente a las personas no videntes, con el fin de lograr una inclusión que no persigue la homogeneización de los individuos que recurran a las bibliotecas en condición de usuarios, sino otorgar las garantías para que los interesados se vean estimulados a acercarse.
  • Bibliotecas infantiles: Son las que se abocan distintivamente a la literatura infantil. Suelen ser más interactivas que las demás, y en la especialización buscan la inclusión.
  • Bibliotecas para minorías étnicas: Al igual que las bibliotecas para ciegos y minusválidos, y las bibliotecas infantiles, las que se reservan el contenido para las minorías étnicas son aquellas que se especializan en la lengua, las costumbres, la historia y el devenir de una etnia en particular.



Artículos Relacionados

Derechos Reservados

© Está permitido el uso de los contenidos, siempre y cuando se reconozca con un enlace a este artículo, como fuente de información.

Comments are closed.