Tipos de aranceles



¿Qué significa “arancel”?

Los aranceles son los impuestos que recaen sobre los bienes u objetos que son susceptibles de importación o exportación. El más difundido de los gravámenes es el que se hace pesar sobre los productos importados, y es impuesto por los gobiernos con el fin de, en la mayoría de los casos, fomentar el consumo y la producción interna.

(Los aranceles son impuestos que recaen sobre los bienes u objetos que son susceptibles de importación o exportación)

(Los aranceles son impuestos que recaen sobre los bienes u objetos que son susceptibles de importación o exportación)

La exportación, por su parte, también es alcanzada por esta clase de impuestos, aunque en menor medida, ya que los mismos Estados que imponen aranceles a las importaciones buscan el efecto contrario en los egresos de mercadería, para equilibrar la balanza comercial y estimular el intercambio global.

Aranceles: tres variantes

Existen tres grandes tipos de aranceles:

Arancel ad valorem: Es el derecho de aduana, y se expresa como porcentaje del valor de la mercancía importada. Es uno de los gravámenes más difundidos, y le otorga potestades a los puestos de control aduanero de los Estados a imponer valores restrictivos para evitar la proliferación del ingreso de mercadería extranjero al mercado interno.

El fundamento es netamente económico, y se explica que es necesario imponer restricciones para evitar un desequilibrio de la balanza de pagos de cada país, que es la que regula anualmente la relación entre los ingresos y egresos de la economía. No obstante, en la teoría económica Clásica –de Adam Smith, David Ricardo y John Stuart Mill, entre otros pensadores modernos- la noción de cargas arancelarias estaba en contra de la libertad que debía alcanzar el comercio internacional para instaurar el capitalismo puro y duro, y funcionar de una manera eficiente y sustentable.

Arancel específico: Es el derecho de aduana que no guarda relación alguna con el valor de la mercancía importada, sino con su peso o volumen. Se impone un valor determinado por una unidad de cantidad determinada, así por ejemplo se cobra un arancel por kilo. Se utiliza para los bienes no divisibles en unidades cuantitativas, tan frecuentes en el comercio internacional. Es el arancel aplicado a las importaciones de artículos ganaderos, como soja, trigo, maíz, harinas y demás.



Con frecuencia se incurre en un error cuando se confunde el arancel específico con aquel que se impone sobre determinados bienes –como pueden ser autos, o televisores, o radios-, pero en dicho caso no sería un arancel sino un impuesto al comercio, que el Estado en cuestión podría imponer por ley o decreto y que se haría efectivo al cobro recién una vez introducido el bien y comercializado en el mercado interno.

Aranceles mixtos: También llamados compuestos, son las tarifas arancelarias impuestas por el derecho aduanero que combinan el método ad valorem con el específico en las importaciones. Se aplica para regular las cantidades, así por ejemplo es común que se imponga un valor de un determinado porcentaje además del gravamen por unidad de cantidad. Son poco comunes, ya que los Estados imponen en general el sistema ad valorem o el específico, pero pueden tener influencia en las épocas de crisis o cuando un país está fomentando en el comercio interno la producción de un bien en particular.

Artículos Relacionados

Derechos Reservados

© Está permitido el uso de los contenidos, siempre y cuando se reconozca con un enlace a este artículo, como fuente de información.

Comments are closed.